Dr. Alejandro Forero Álvarez

Dr. Alejandro Forero Álvarez

publicado en Cardiología

10 de Abril de 20179 lecturasConocer más sobre el autor

Consejos para vivir con un marcapasos

El marcapasos artificial es un dispositivo electrónico que consta de una batería que entrega la energía para la generación del impulso eléctrico y de cables que conducen este estímulo eléctrico al corazón.

Estos cables pueden ser uno, dos o tres dependiendo de la patología o anomalía de la conducción del estímulo fisiológico que el paciente tenga. En general la gran mayoría de los marcapasos tiene dos cables.

Los cables o electrodos se posicionan en ventrículo derecho (VVI), en aurícula derecha (AAI) en aurícula derecha y ventrículo derecho (DDD) o en aurícula derecha, ventrículo derecho y ventrículo izquierdo (marcapaso resincronizador).

Existe también el marcapasos desfibrilador (DAI) para el tratamiento de arritmias ventriculares graves. El generador del impulso eléctrico, batería, tiene un sistema sofisticado que capta y analiza la actividad eléctrica propia del corazón para entregar su estimulo cuando corresponda.

¿Cuándo está indicado el uso del marcapasos?

Existen múltiples indicaciones para decidir el implante de un marcapasos, permanente y entre otras y las más comunes serian:

  1. Bradicardia sinusal severa sintomática.
  2. Bloqueo auriculoventricular de 2 grado Mobitz II y bloqueo auriculoventricular completo.
  3. Bloqueo auriculoventricular de primer grado con historia de Síncope y con H - V prolongado.
  4. Enfermedad del nódulo sinusal (sindrome bradi-taquiarritmia).
  5. Síncope cardiodepresor.
  6. Síncope en pacientes con bloqueo bi o trifasicular (dependiendo de la clínica).
  7. Insuficiencia cardiaca con compromiso severo de la función del ventrículo izquierdo y acompañado de bloqueo completo de rama izquierda.
  8. Daño severo de la función del ventrículo izquierdo en pacientes con cardiopatía coronaria.
  9. Miocardiopatías con antecedente de Síncope (miocardiopatía hipertrófica).
  10. Otras situaciones como síndrome de Brugada, displasia arritmogénica, paro cardiaco recuperado sin etiología.

¿Qué actividades se pueden realizar o utilizar si llevamos un marcapasos y cuáles no?

Lo primero es ver qué tipo de marcapasos y en que patología este indicado y si existe en el paciente alguna comorbilidad.

Es muy distinto un marcapasos implantado en un paciente sin insuficiencia cardiaca o lo que ocurre en un paciente con insuficiencia cardiaca.

En general y en la gran mayoría de los pacientes portadores de marcapasos se podrá llevar una vida normal. Conviene evitar los deportes de impacto o de choque, como rugby, fútbol, karate, box, etc.

No siempre el marcapasos nos dará la frecuencia cardiaca necesaria para algunos deportes da alta exigencia, por lo que el paciente debe ver cuánto ejercicio le acomoda hacer.

Se deberá tomar precauciones de no estar muy cercano a fuentes que produzcan campos magnéticos, pues estos alteran la programación del marcapasos. Obviamente no poner imanes cerca de la batería o caja del marcapasos implantado.

En ocasiones algunos tratamientos dentales se efectúan con rotores que producen campo magnético y esto debe ser evitado. En general hoy se usa más aire comprimido lo que no altera el funcionamiento del dispositivo.

También en algunas cirugías se usa electro bisturí y se debe tomar las precauciones por el campo magnético que este produce. Para las intervenciones quirúrgicas, en general, se debería usar profilaxis antibiótica

En lo general y doméstico, basta con estar a un metro de fuentes como el microondas, jugueras y en general motores que puedan producir campo magnético.